Propiedades y beneficios de la equinácea para la salud



La equinácea o también conocida como flor púrpura de la pradera o flor cónica de la pradera, es una planta herbácea, perenne. Estas se destacan por sus grandes flores y sus discos florales grandes, muchas veces espinoso. Podemos hallar nueve especies diferentes dentro de este genero, aunque las tres mencionadas son las que se utilizan como plantas medicinales. La equinácea está compuesta por: polisacáridos, poliacetilenos, flavonoides, aceite esencial, equinacósido, alquilamidas, fibra, aminoácidos, parafina, taninos, lecitina, vitaminas y minerales. Esta planta actúa como bloqueador de a acción de bacterias y virus, ayudando a tratar infecciones vaginales, sífilis, infección en los genitales, dolores de garganta, migrañas, orzuelos, etcétera.

Propiedades curativas de la equinácea

Propiedades curativas de la equinácea

Usos medicinales de la equinácea:

  • Ayuda a tratar infecciones de encías, gingivitis, periodontitis, etcétera.
  • Excelente aliado contra la indigestión.
  • Ideal para infecciones del tracto urinario.
  • Infecciones de oído.
  • Excelente para enfermedades del aparato circulatorio, como el reumatismo o la septicemia.
  • Ayuda en casos de malaria.
  • Actúa como desinflamante de los músculos y tendones.
  • Reduce los síntomas del acné.
  • Estimula el sistema inmunológico, idea para personas con cáncer.
  • Aumenta la fortaleza corporal.
  • Efectiva para tratar problemas del aparato respiratorio.
  • Ayuda a curar la gonorrea.

Equinácea contraindicaciones:

  • Puede causar en niños menores de doce años, alergias, asma o urticaria.
  • Evitar su consumo embarazadas y lactantes.
  • No se recomienda en personas con enfermedades hepáticas.

Cómo se utiliza la equinácea:

  • Puede emplearse en modo de infusión, decocción, extracto fluído, extracto seco o en compresas.
¡Compártelo con tus amigos!

    Enviar Comentario