Qué es la vasculitis, causas, síntomas y tratamiento



La vasculitis es una inflamación de los vasos sanguíneos. Un grupo heterogéneo de trastornos que se caracterizan por la destrucción inflamatoria de los vasos sanguíneos. Arterias y venas se ven afectadas. Esta enfermedad puede dañar de manera negativa el flujo de sangre a los tejidos de todo el organismo, como pulmones, piel y nervios. En la mayoría de los casos se desconoce la causa, aunque los genes diferentes, reacciones a medicamentos o infecciones crónicas, como la hepatitis, pueden provocar su inicio. Existen diferentes tipos de vasculitis: primaria (enfermedades reumáticas e inflamatorias), de vasos grandes (arteritis temporal y arteritis de tacayasu), vasculitis de vasos medianos (enfermedad de kawasaky y poliarteritis nudosa), de vasos pequeños (Morbus Wegener, panarteritis microscópica, síndrome de Churg-Strauss, purpura Schoenlein-Henoch, vasculitis cutánea leucocitoclástica, vasculitis crioglobulinemia esencial) y la vasculitis secundaria (enfermedades autoinmunes, enfermedades reumaáticas o reacción a ciertos medicamentos). Se diagnostica mediante análisis de sangre o a través de una biopsia del órgano afectado.

Cómo se diagnostica la vasculitis

vasculitis

Síntomas de vasculitis:

  • Perdida de peso.
  • Fiebre.
  • Purpura palpable.
  • Mialgia.
  • Artritis.
  • Dolor de cabeza.
  • Mononeuritis múltiple.
  • Derrames cerebrales.
  • Tinnitus.
  • Perdida de la visión.
  • Infarto de miocardio.
  • Hipertensión.
  • Gangrena.
  • Sangrado nasal.
  • Tos con sangre.
  • Heces con sangre.
  • Dolor abdominal.
  • Glomerulonefritis.

Tratamiento para la vasculitis:

  •  Los tratamientos se basan en reducir la inflamación y la supresión del sistema inmunológico.

Cómo prevenir la vasculitis:

  • El tratamiento varía en cada tipo de vasculitis, se recetan diferentes medicamentos dependiendo de los órganos afectados.

Tendencia actual:

¡Compártelo con tus amigos!

    Enviar Comentario