Qué es la sepsis, causas, síntomas y tratamiento



La Sepsis es una enfermedad en la que el cuerpo responde de manera grave ante bacterias o microorganismos. Los síntomas de la enfermedad no son causados por los microorganismos, sino por ciertos productos químicos que libera el cuerpo. Generalmente los sitios donde comienza la infección son: el torrente sanguíneo, los huesos, intestino, riñones, piel, pulmones, hígado o en el revestimiento del cerebro. En personas que se encuentran hospitalizadas, los lugares mas comunes de infección pueden ser: vías intravenosas, heridas o drenajes quirúrgicos, en úlceras o escaras. Una infección bacteriana en cualquier zona del cuerpo podría activar la respuesta que conduce a la sepsis. Mediante un análisis de sangre podrá confirmarse la infección, aunque personas que han estado tomando antibióticos necesitarán otro tipo de estudios como conteo de glóbulos blancos.

Cómo se produce la sepsis

 Qué es la sepsis

Sepsis síntomas:

  • Se presenta una caída de la presión arterial, ocasionando shock.
  • Riñones, hígado, pulmones, sistema nervioso central, dejan de funcionar correctamente debido a una mala circulación.
  • Los primeros signos de sepsis son cambios en el estado mental y la respiración muy rápida.
  • Escalofríos.
  • Temblor.
  • Delirio.
  • Confusión.
  • Fiebre.
  • Hipotermia.
  • Mareo.
  • Piel caliente.
  • Erupción cutánea.
  • Hematomas.
  • Sangrado

Sepsis tratamiento:

  • Si tiene sepsis será necesario que lo hospitalicen en la unidad de cuidados intensivos.
  • Se le suministrarán antibióticos por vía intravenosa.
  • Otros tratamientos: medicamentos para aumentar la presion arterial.
  • En caso de presentar insuficiencia pulmonar, será necesario un ventilador.
  • En caso de insuficiencia renal, diálisis.

Cómo prevenir la sepsis:

  • Mantener completo el calendario de vacunación.
  • En el hospital, es necesario tener las manos lavadas y bien desinfectadas, y un absoluto cuidado con las sondas vesicales y las vías intravenosas.

Sepsis pronóstico:

  • Generalmente la sepsis es potencialmente mortal, sobre todo en pacientes con enfermedades crónicas.

Sepsis complicaciones:

  • Puede dañar los riñones, pulmones o el hígado, e incluso causar la muerte.

Tendencia actual:

¡Compártelo con tus amigos!

    Enviar Comentario