Qué es la fibrosis quística, causas, síntomas y tratamiento



La fibrosis quistica es una enfermedad genética, que causa el hacinamiento mucoso y viscoso en los pulmones, el tubo digestivo y otras partes del organismo. Es una de las afecciones pulmonares (crónicas) mas frecuentes en la primer infancia y adultos jóvenes, y es eventualmente mortal. Este trastorno es provocado por un gen defectuoso, que hace que el organismo produzca un fluido extremadamente espeso, denominado moco. Este líquido puede acumularse en las vías respiratorias y el páncreas, causando infecciones pulmonares y graves problemas digestivos; otras de las áreas que pueden estar afectadas son las glándulas sudoriparas y el aparato reproductor masculino. Para contraer esta enfermedad se debe heredar dos genes defectuosos (uno de cada padre).

Fibrosis quística causas y consecuencias

fibrosis quistica

Síntomas de la fibrosis quística:

 En recién nacidos: 

  • Retardo en el crecimiento.
  • Insuficiencia para subir de peso en la primera infancia y niñez.
  • Piel con gusto salado.
  • Falta de deposiciones las primeras 48 horas de vida.

Síntomas de la función intestinal:

  • Dolor en el abdomen.
  • Gases y abdomen hinchado.
  • Nauseas.
  • Falta de apetito.
  • Materia fecal con olor hediondo, de color arcilla o pálida y que contiene moco y flotan.
  • Perdida de kilos, deterioramiento.

Síntomas en los pulmones:

  • Tos y aumento de mucosidad en los pulmones y senos paranasales.
  • Incremento de la tos.
  • Fiebre.
  • Dificultad al respirar.
  • Falta de apetito.
  • Aumento de la expectoración.

Otros síntomas:

  • Esterilidad masculina.
  • Inflamación del páncreas.
  • Problemas respiratorios.
  • Dedos con deformación.

Tratamiento para la fibrosis quística:

  • Un diagnóstico temprano, puede mejorar notablemente la calidad de vida.
  • Antibióticos para infecciones nasales y pulmonares.
  • Inhaladores.
  • Terapias sustitutivas.
  • Solución salina en altas dosis.
  • Vacunas antigripales y antineumocócica polisacárido.
  • Trasplante pulmonar.

Fibrosis quística diagnóstico:

  • Una diagnosis temprana es elemental, para que los tratamientos se hagan lo antes posible.
  • Con un cribado neonatal, que se basa en un análisis de sangre, que indica si el niño/a tiene la enfermedad. También puede realizarse un test de sudor, que es muy efectivo para detectar la enfermedad.
  • El análisis hereditario se debe realizar a toda la familia.

Tendencia actual:

¡Compártelo con tus amigos!

    Enviar Comentario